La negociación con la insurrección


El hecho de que sólo sean cientos los maestros que estén marchando y que la violencia esté enfocada en Oaxaca y Chiapas es una señal de que la estrategia del gobierno federal hasta este momento ha sido exitosa. Recuerden que el escenario que más temían los presidentes en los últimos 16 años era una insurrección nacional por un millón de maestros miembros del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), liderado en ese entonces por la toda poderosa e intocable Elba Esther Gordillo. Leer en El Financiero

Comentarios