Violencia, Campañas y Amenazas


Las elecciones del 2017 se están llevando a cabo en medio de una ola de violencia en el país. Todo parece indicar que la violencia continuará incrementando para las elecciones presidenciales del 2018, aunque podría suceder también un incremento de la violencia política, lo más probable es que la inseguridad que más afecte a México el año que entra estará relacionada con la guerra intestina que está emprendiendo el crimen organizado. Esta semana el Gobierno Federal detuvo a Dámaso López, presunto sucesor del Chapo Guzmán en el cártel de Sinaloa, quién se sabe que peleaba la cabeza del grupo delictivo con los hijos del Chapo Guzmán. Y aunque se especula el impacto de su detención y el futuro del cártel del Pacífico, más que ayudar a que se reduzca la violencia, probablemente podría ser un catalizador de ella. Leer en Político.mx

Comentarios